El gobierno de Estados Unidos pide a Israel ataques más precisos contra Gaza, pues hasta el momento, el número de bajas civiles es muy alta.

En medio de las masivas víctimas civiles en Gaza y la creciente presión internacional y nacional sobre Estados Unidos, el gobierno de Joe Biden está intensificando los esfuerzos para persuadir a Israel de que reduzca sus operaciones militares contra la zona de Gaza.

Piden a Israel ataques más precisos que permitan menos bajas y, y de ser necesario, una baja en la escalada bélica en esa zona.

El asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, Jake Sullivan, discutió el asunto el jueves con el primer ministro Benjamin Netanyahu y miembros de su gabinete de guerra en Israel.

La reunión es la última de una serie de compromisos recientes destinados a presionar a Israel para que pase de «operaciones de limpieza de alta intensidad» a un esfuerzo a largo plazo «más dirigido, quirúrgico e impulsado por la inteligencia».

Esta nueva propuesta buscaría objetivos de alto valor e infraestructura militar específica, dijo un alto funcionario de la administración que informó a los periodistas el jueves por la noche.

La fuente negó los informes de prensa de que Estados Unidos había establecido un cronograma de unas pocas semanas o fin de año para que Israel reduzca su campaña.

Dijo que el gabinete de guerra israelí ha informado a Estados Unidos sobre posibles plazos.

Mientras se le pide a Israel ataques más precisos contra Gaza, sigue viva la polémica sobre una declaración de Joe Biden.

La campaña militar de Israel, que lleva ya 10 semanas, ha generado la muerte de unas 18.000 personas, según el Ministerio de Salud de Gaza, dirigido por Hamás.

Biden dijo sobre Israel, que está perdiendo apoyo internacional debido a los “bombardeos indiscriminados que tienen lugar”.

«El presidente estaba reflejando una preocupación que hemos tenido durante algún tiempo, y que seguiremos teniendo a medida que avance esta operación militar, sobre la necesidad de reducir el daño a civiles y ser lo más precisos, cuidadosos y deliberados posible», dijo John Kirby, coordinador del Consejo de Seguridad Nacional para comunicaciones estratégicas.

Lee acá: En descenso ventas de viviendas unifamiliares nuevas en Estados Unidos.

Secuelas del ataque: Estados Unidos pide a Israel ataques más precisos contra Gaza

Recordamos que el 7 de octubre, combatientes de Hamás irrumpieron desde la Franja de Gaza hacia ciudades israelíes cercanas, matando a 1.200 personas y tomando más de 200 rehenes.

Funcionarios de salud de Gaza dicen que la respuesta militar de Israel ha desplazado al menos a 2 millones de personas y matado a más de 18.000 personas en la campaña más sangrienta del conflicto palestino-israelí en décadas.

Una idea que se está discutiendo es el despliegue de una fuerza de seguridad dirigida por la Autoridad Palestina en Gaza.

El gobierno de Biden cree que una fuerza de este tipo podría «ser capaz de proporcionar algún tipo de núcleo en muchos meses que sigan a la campaña militar general».

Desde su creación en 1993, y particularmente desde la Segunda Intifada a principios de la década de 2000, la Autoridad Palestina ha ido perdiendo credibilidad entre el pueblo palestino, lo que ha permitido a Hamás ganar las elecciones de 2006 y expulsarlos de Gaza.

Las encuestas muestran que la mayoría de los palestinos creen que la Autoridad Palestina es corrupta y quieren que Abbas se vaya.