Te has preguntado cuántos presos hay en la cárcel de Guantánamo, la cárcel creada para detener a los presuntos terroristas enemigos de Estados Unidos.

La cárcel de Guantánamo es una de las más populares, ubicada en la base de Estados Unidos en Cuba, y con decenas de acusaciones por violación de los derechos humanos.

Entre otras violaciones de las garantías fundamentales, hay deficiencias en la atención de salud, acceso inadecuado a la familia, y detención arbitraria caracterizada por constantes violaciones a los juicios justos.

Pero cuántos presos hay en la cárcel de Guantánamo, según las cifras de 2023 por diversas ONG que siguen el caso, hay un estimado.

Antes, debemos saber que es una prisión que ocupa sólo una pequeña parte de la base militar que Estados Unidos mantiene en la isla de Cuba desde hace más de un siglo.

Ubicaron la cárcel en este lugar remoto para esquivar la ley. Eso la convirtió en un limbo legal y también en un atolladero logístico.

Defensores de los derechos humanos explican que hay continuo daño físicos y psicológicos para muchos detenidos, la infraestructura implica una vigilancia casi constante.

Además, hay extracciones forzadas de celdas, uso indebido de restricciones y otros procedimientos operativos arbitrarios que no cumplen con los derechos humanos.

Hasta el 2023, se estiman que hay 30 detenidos, en medio de una detención sistemática que caracteriza su día a día con sufrimiento y ansiedad de sus recluidos.

Hay militares y trabajadores en la base, que pueden bucear por los arrecifes de coral, alquilar un barco o ir a pescar.

De hecho, dentro de la base hay un restaurante de comida rápida de la cadena McDonald’s, una bolera, un supermercado, un colegio.

Nada de esto tiene relación con el gobierno de Cuba, todo viene en avión o en barco desde Estados Unidos, desde la fruta hasta el combustible o el material de construcción.

En plena conmoción por los atentados del 11S, Estados Unidos lanzó su «guerra contra el terror» y levantó apresuradamente un campo de prisioneros alejado del territorio estadounidense.

El lugar no fue una elección casual: buscaban una tierra de nadie, un sitio donde poder decir que no tenían que aplicar la ley estadounidense.

En Guantánamo ya habían ensayado ese argumento en los años 90, para no conceder derecho al asilo a los refugiados haitianos que se lanzaron al mar y acabaron en la isla.

Después del 11S, a los hombres capturados en medio mundo bajo la sospecha de ser terroristas, les otorgaron un estatus nuevo, ‘combatientes ilegales’, para poder detenerlos por tiempo indefinido.

Empezaron a llegar a Guantánamo en enero de 2002 los primeros trabajos para habilitar el centro penitenciario.

Guantánamo, con sus presos en monos color naranja, se había convertido ya en un símbolo de abusos, en un agujero negro para los derechos humanos.

Los primeros reclusos fueron cinco sospechosos de los atentados del 11S.

Hay una sala para las audiencias previas y están construyendo un pequeño barrio de casas diminutas prefabricadas para alojar a los equipos legales y miembros del jurado, por si el juicio llega a celebrarse algún día.

El Congreso prohibió trasladar a los presos de Guantánamo a territorio estadounidense, así que sólo pueden juzgarlos allí.

Lee además: Hyundai es el vehículo con mejor trato al ambiente después de TESLA.

Pero…cuántos presos hay en la cárcel de Guantánamo

Por Guantánamo han pasado 779 prisioneros. Para el 2023 habían 30. La mayoría nunca han sido imputados, otros esperan la fecha de sus juicios.

Mantener a cada uno de ellos encerrado en Guantánamo le cuesta a Estados Unidos más de 13 millones de dólares al año, según los cálculos que hizo el diario The New York Times en 2018.

La cifra sale de sumar el dinero destinado al centro de detención y el recinto judicial, y los salarios del personal de la prisión.

En la cárcel trabajan unas mil personas: 33 trabajadores por cada preso.

El preso de más edad de los que permanecen aquí tiene más de 60 años y tantos problemas de salud que se ha declarado culpable a cambio de que lo transfieran a un país donde puedan atenderlo mejor.

Lee acá: Mujeres Defensoras de los Derechos Humanos en México.

Tomado de RTVE